Fricción

dualidadIncluso para el pan que come, necesita una fuerza externa: un cuchillo para cortar las rebanadas. Todo requiere una fuerza externa. Sin embargo, debe darse cuenta de que la fuerza externa y la fuerza interna son lo mismo.

Cuando esa conciencia amanezca, toda fricción desaparecerá, porque la causa de todos los problemas es la dualidad.

Cuando crea que atraviesa un momento placentero, asegúrese de saber que también va a sentir algo de dolor.

Debemos ir más allá de los niveles conscientes y subconscientes de la mente, en los que están contenidas todas las combinaciones kármicas de impresiones que hacen que una persona se sienta miserable o superficialmente alegre.

 

Hable su mente

*